La Selección se movió bajo una lluvia torrencial en Barcelona

La Selección se movió bajo una lluvia torrencial en Barcelona

(Por Agencias) – El seleccionado de fútbol de la Argentina sigue adelante con la puesta a punto en Barcelona, con miras al Mundial de Rusia, y hoy el plantel conducido por Jorge Sampaoli entrenó bajo la lluvia que recibió a los jugadores al inicio de la práctica, con la novedad del regreso de Cristian Pavón, quien hizo trabajos diferenciados mientras se repone de un cuadro de faringitis.

Argentina, encabezada por el capitán Lionel Messi, se entrenó bajo el agua en la Ciudad Deportiva Joan Gamper, algo que no amedrentó al cuerpo técnico, concentrado en sacar el máximo de provecho a los tres entrenamientos que quedan por delante aquí en Barcelona para preparar el debut frente a Islandia, el 16 de junio en Moscú.

Como en los últimos entrenamientos, los jugadores hicieron la entrada en calor bajo las órdenes del profesor Jorge Desio, y luego se pusieron a disposición de Sampaoli para realizar el entrenamiento táctico.

Pavón, quien se encuentra en el foco ante el supuesto interés del Barcelona en hacerse con sus servicios, tras ser recomendado por el astro Lionel Messi, se entrenó por separado luego de ausentarse ayer por una faringitis.

El DT probó hoy como titulares a Wilfredo Caballero; Gabriel Mercado, Nicolás Otamendi, Marcos Rojo, Nicolás Tagliafico; Manuel Lanzini, Javier Mascherano, Maxi Meza; Messi, Higuaín y Ángel Di María. El cambio supuso la salida de Lucas Biglia y de Sergio Agüero, dos jugadores que no están en un estado físico óptimo a raíz de las lesiones que sufrieron el mes pasado.

Sampaoli continúa trabajando en diferentes frentes, tanto con la defensa, con ejercicios de posición, y con los mediocampistas y delanteros incide en la posesión del balón y los ejercicios de presión, que repite una y otra vez, frente a los sparrings.

El cuerpo técnico insiste a estas horas en que la suspensión del amistoso frente a Israel previsto para este sábado trajo sus ventajas, puesto que los jugadores ya no tendrán que realizar dos viajes largos, ni someterse a un programa extra deportivo con el que no se sentían cómodos, y también se corren menos riesgos de lesiones.

Sin embargo, Sampaoli, cuyo plan gira en torno a Messi y, por lo tanto, a la búsqueda de quienes pueden ser sus mejores socios sobre el terreno de juego, no tendrá la oportunidad de ensayar sus ideas con la misma intensidad que aporta un duelo internacional, por más amistoso que sea.